Search

Bormio

Una fotografía de Gaia G. Pengo nos lleva a Bormio, ciudad del Alta Valtellina, en el corazón del Parque Nacional del Stelvio, una de las metas italianas del turismo invernal. Su nombre está ligado a los deportes de invierno y al esquí alpino- ha sido lugar de celebración de numerosos Campeonatos Mundiales- pero también se le conoce por sus termas, famosas desde tiempos muy antiguos. En esta ciudad alpina se encuentran tres famosos centros termales: las Termas de Bormio, las Termas Nuevas y las Termas Viejas.

Bornmio se extiende en una cuenca, excavada por el hielo y los torrentes, rodeada de momtañas. Todavía conserva muchos vestigio de su glorioso pasado, cuando lelgó a tener hasta 32 torres de defensa, motivo por el que se la conocía como “Magnifica Terra”.

En el casco histórico, en la Plaza Cavour, se levanta la Torre de las Horas, erigida en époa medieval, mientras que más al horizonte se puede ver el Castillo De Simoni, hoy sede del Ayuntamiento. Desde aquí se abre el llamado “Cuadrilátero de los Alberti”, un complejo fortificado de edificios pertenecientes a la noble familia de los Alberti. De las torres que un tiempo formaban este compeljo solo quedan algunos restos, además de una pequeña capilla privada perteneciente a la noble familia.

Bormio
Foto Instagram di @blupallido

Explorando la ciudad se llega a la Colegiata, erigida en el año 803 y reconstruída en 1621 después del ataque español; el Oratorio de San Vitale, construido en 1196 y de estilo románico con una fachada con frescos que representan los emblemas de las diferentes corporaciones artesanales; y el Kuerc, el lugar en el que se celebraban las reuiniones y se administraba justicia. Además, se puede visitar la iglesia desconsagrada de Santa Barbara y el Puente de Combo, sobre el torrente Frodolfo.

En Bormio se celebra todavía el Gabinat– término que deriva del alemás y que significa “noche de los regalos”- el 6 de enero, el día de la Epifanía, una celebración que consiste en una competición entre todos los habitantes de la ciudad que se obligan los unos a los otros a regalar dulces y bebida a los lugareños hasta el 17 de enero.

Las Termas Viejas se remontan a la época romana, exactamente al siglo I a.C., y sus aguas tienen una temperatura entre los 36 y los 43° y son muy conocidas por sus propiedades desintoxicantes y relajantes. Las Termas Viejas fueron reconstruidos en 1835, mientras que los Termas de Bormio se ubican en el pueblo de Valdidentro. Las Termas  son también conocidas como “Termas de las Mujeres”, gracias a sus beneficios sobre la salud fisiológica de la mujer y sobre la piel.

 

Write a response

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Your custom text © Copyright 2018. All rights reserved.
Close